Haciendas para casarte en Querétaro

hACIENDAS EN QUERÉTARO

Querétaro además de ser un estado sumamente accesible, turístico y popular como destino debido a sus edificios históricos y gran gastronomía. 

También es sumamente conocido por tener una gran cantidad de haciendas con historias interesantes y una infraestructura única en cada una de ellas, por el momento se han contado cerca de 80 haciendas en total en todo Querétaro, algunas de ellas dejaron de funcionar como fincas agrícolas y fueron rescatadas para hacer uso de ellas para realizar eventos llenos de magia y que el día más especial de tu vida sea como un cuento de hadas.

Si estás pensando en casarte en una Hacienda, no te pierdas esta guía con nuestra selección de nuestras Haciendas favoritas de Querétaro para Bodas.

Hacienda Viborillas

Este casco de Hacienda del siglo XVIII sin duda se ha convertido en los recintos favoritos para casarse en Querétaro y la razón es evidente, esta Hacienda lo tiene todo!, Salones, Jardines, Trenes, Cavas y una capilla al aire libre simplemente espectacular!
 

Hacienda Jurica

La historia de este lugar se remonta al Siglo XVI. Hasta la fecha, esta Hacienda conserva gran parte de su arquitectura colonial lo cual se aprecia en sus paredes de piedra volcánica y en varios edificios.
Hoy en día forma parte de la firma Hotelera Las Brisas.
 

Hacienda Tovares

Ubicado en Cadereyta, cuenta con amplios jardines con vista al casco de la Hacienda de estilo colonial que le dan un toque único.
Esta Hacienda además de grandes espacios para eventos, tiene un Restaurante de cocina conventual Queretana y un hotel Boutique espectacular.
 

Hacienda Galindo

Situada en San Juan del Río, Qro, esta espectacular Hacienda tiene amplios jardines así como el encanto de las leyendas, ya que se dice que Hernán Cortés regaló esta hacienda del siglo XVI a la Malinche.
Hoy en día es Hotel Grand Fiesta Americana.
 

Hacienda Tlacote El Alto

Enclavada en la entrada de la comunidad que lleva el mismo nombre.
Se presume que el Casco de la Hacienda se construyó por los años de 1800, pese a no contar con registros oficiales de esas fechas, las voces de la gente que transmite a sus descendientes la información año con año, así lo refieren.
 

Hacienda El Salitre

Formó parte de la Hacienda Jurica que en su momento durante el siglo XVII, fue una de las haciendas más grandes en cuanto a extensión; fue reconocida por la fertilidad de su tierra, el cortejo alberga ahora un hotel y un restaurante de cocina mexicana contemporánea.
 

Ex‑Hacienda El Lobo

En su auge se dedicaron al cultivo de maíz, trigo, cebada, frijol, lenteja, garbanzo y alfalfa. Contó también con huertas de durazno y se dedicó a la producción de pulque. El casco actual de la hacienda fue construido en 1867, ya que el original se destruyó en un incendio a principios del siglo XIX.
 

Hacienda Amazcala

Ubicada en el municipio de El Marqués, es una de las más antiguas de la región, construida para proteger a los indígenas pacíficos de los chichimecas rebeldes.
 

Hacienda Atongo

Un lugar especial por el ambiente virreinal en todos sus detalles arquitectónicos.
 

Este artículo te puede interesar  –  Razones para casarte en Querétaro

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *